lunes, 31 de agosto de 2015

Maria Antonieta Villegas


¿Xenofobia en Venezuela?
                                  María Antonieta Villegas *
Siempre ha existido cierta rivalidad entre las dos naciones, motivadas tal vez por problemas de índole fronterizo. Quizá también en lo que respecta a la belleza de la mujer, donde sobresale la mezcla de razas en ambos países. Tal vez, ahora, por motivos futbolísticos. Empero, nunca ha existido xenofobia por parte de los venezolanos. Menos desde el punto de vista de la exclusión por el origen nacional.
Ver los últimos acontecimientos en la frontera colombo- venezolana diagnostica la falta de sentido humanístico de nuestros conciudadanos. Ningún cargo político puede ir por delante de los valores y del respeto de los derechos humanos de cualquier individuo, indistintamente de su ciudadanía. Esto no es un partido de fútbol, donde sobrepasa la afición o hinchada de cada lado, esto se trata de falta de humanidad en los procedimientos administrativos. Falta de diplomacia y de sentido común.
Somos un país entero, somos millones de ciudadanos, con pensares, gustos, elecciones, pero sobre todo, con principios de solidaridad. No permitamos agresiones entre los hijos de Bolívar, no permitamos divisiones en el exterior, como de cierta forma lo permitimos con nuestros compatriotas. No permitamos que el odio de unos pocos se traslade a nuestras sociedades, pues seguimos siendo países hermanos, nos une un origen histórico, cultural, geográfico, y grandes pensadores, libertadores, que va más allá de un territorio nacional.
Además, lo insólito que es padecer de xenofobia hacia un país hermano, dado que le conocemos sus tradiciones, sus dialectos, su música, su política y hasta el mundo de la farándula. No es permitido ninguna actitud de carácter xenofobico cuando no existe desconocimiento de todo esto.
No podemos justificar estas acciones, ni aceptar defensas absurdas como cuando dicen, a favor, de la destrucción de una casa u hogar por ser escondite o refugio de grupos irregulares, puesto que para eso existen las leyes internas, leyes internacionales y el debido proceso que es ante todo un principio universal. No hay motivo alguno que apruebe estos hechos. Hoy es la hermana república colombiana, mañana será otra república que estorbe o que simplemente sirva de pretexto ante la ineptitud gubernamental.
Que pasaría si en Panamá, España, Argentina, Chile, USA empezaran a tratar a los venezolanos como el gobierno está tratando a nuestros hermanos colombianos. Esto lo rechazamos de plano, en consecuencia, exigir un alto a la agresión que sabrá Dios con qué fines ocultos está llevando a cabo el gobierno nacional. Desde aquí, hago un llamado a la sindéresis y a la ponderación.
*antonietaville@hotmail.com
@antonietaville

jueves, 27 de agosto de 2015

El Estado y su visión agresora siguen; continúan en desconocer la elemental condición irreverente del pueblo


Escritos y Opiniones
El gobierno del terror

Por: Leonardo Montilla

 El Gobierno del terror continúa su accionar fascista y violento. El país vive momentos aciagos a pesar de la exigencia que cantidad de sectores, algunos del propio oficialismo, hacen  por un encuentro honesto, sincero y sin condiciones, que detenga la terrible realidad de sangre, represión y crisis económica que se vive en  suelo venezolano.

 El sector extremista, autocrático y soberbio que dirige la política oficial, ante el desespero de la próxima pérdida del poder legislativo nacional actúa inconscientemente, colocando sus beneficios por encima del sentir nacional.

 El Estado y su visión agresora  siguen; continúan en desconocer la elemental condición irreverente del pueblo, su convicción de vivir en democracia, su voluntad de conquistar un mejor país donde exista y se respete la convivencia ciudadana, un modelo de país donde la calidad de vida tenga que ver con el bienestar ciudadano en todos sus ámbitos. El régimen  de Nicolás Maduro insiste en imponer un modelo político fracasado, sin futuro, sin libertades, corrupto y excluyente. No terminan de entender que la naturaleza democrática del pueblo venezolano se los ha impedido y se los continuara impidiendo.

La terrible escasez que padecemos, igual que los rasgos de violencia urbana tienen en el fracaso oficialista sus raíces. Las ultimas invenciones gubernamentales, lanzadas a la calle no son sino distractores ante esta realidad que golpea inmisericordemente a todos y cada uno de los habitantes de nuestra Venezuela querida. Lo que acontece en la frontera, un acto de xenofobia irresponsable, será juzgado por la historia como uno de los bochornos más grandes de la vida republicana nacional. La mentira ante bárbaros hechos delictivos pretendiendo involucrar a gente que no tiene nada que ver por el simple hecho de representar políticas alternativas distintas son propios de un gobierno que ha perdido el fervor popular que algún día tuvo.

La sustentación del actual gobierno, desde que se instauro hace 16 años ha tenido una visión autocrática, agresiva y represora del concepto de libertad.  Se acuerdan de la lúgubre consigna patria, socialismo o muerte del llamado comandante supremo, bueno, pues este es el legado del que tanto hablan: la patria destruida, el socialismo fracasado y la muerte en las calles.

Este 6 de diciembre votemos por la Venezuela Unida, votemos por darnos una oportunidad, votemos por Conrado Pérez Linares un liderazgo joven, comprometido con Trujillo y su gente. Derrotemos el gobierno del terror.

@LeoMontilla

http://diariodelosandes.com/index.php?r=site/columnas&id=828






domingo, 23 de agosto de 2015

LA POLÍTICA COMO CIENCIA

EL RESCATE DE LA POLÍTICA COMO CIENCIA
María Antonieta Villegas (*)

En el día a día del venezolano, en cada diálogo de calle, en nuestros hogares, siempre se ha manifestado la política, ya sea como herramienta de cambio o como la gran estafa. Lo vemos como herramienta de cambio los que participamos en todos los procesos de gran protagonismo político, los que militamos en las diferentes organizaciones políticas y los que creemos en la formación del político. No obstante, quienes ven a la política como la gran estafa lo dicen por el accionar de algunos personajes que dicen ser políticos. En su actuar manifiestan desespero, quieren llegar al poder sin importar a quien atropellar, buscan ciertos arreglos en lo que llaman alianzas, dicen trabajar por el pueblo o la democracia y solo quieren el poder. En ese sentido, utilizan a algunos compañeros y muchas veces llegan a la traición. A veces por unas monedas de plata.

Particularmente me encuentro en el primer grupo reflejado, pues soy de formación política. No por el hecho de ser Licenciada en Ciencia Política, sino por creer en los valores políticos que me transmitieron, esos ideales de honestidad, verdad, bien común, justicia social, el respeto de la vida humana y de la propiedad, la lealtad entre mis diferentes grupos de participación, y, la transmisión de la fe cristiana católica que forman parte de mi formación socialcristiana. Debo decir que me enseñaron ciertos pilares, donde la calidad política debe engranar en la formación, el actuar y la acción popular. Asimismo, conjugar los ideales de fe cristiana con los principios que cada ciudadano conoce, desde los que ameritan estudio y formación de hogar hasta los más mínimos que te da el aprendizaje de la convivencia humana.
.
Por esta y otras razones puedo constatar que quienes tenemos criterio político, podemos defender cabalmente a la política como ciencia, como arte, como el arte de negociar, en el entendido, de que si hay una mesa de negociaciones siempre hay que ceder, es decir, no se puede esperar obtener el cien por ciento de las negociaciones, aunado a la tolerancia y el respeto que siempre debe imperar. Se necesita de formación para el ejercicio del poder.

Ahora bien, no critico a quienes se encuentran en el segundo grupo, pues efectivamente en nuestra sociedad hay todo tipo de personas. Entre ellos, se encuentran los individualistas, mismos que alimentan los personalismos que acostumbradamente hemos  padecido como miembros de la sociedad o como miembros de un partido político. Esos personalismos se acabarán en el instante en que entendamos que no se debe seguir a hombres, sino a ideales, principios y valores. Desde esta perspectiva, puedo decir que los personalismos son el daño y el crimen de los principios partidistas. Sin duda alguna, la política debe construir, nunca destruir. La política puede ser pasión en momentos determinados, pero siempre debe ser razón, por ello la toma de decisiones debe ajustarse a la amplitud y pluralidad de los diferentes actores políticos para dar pautas justas y equilibradas.

En este y otros sentidos, invito a la colectividad a no juzgar a la política como un instrumento diabólico, sino que concluyan con base a la experiencia, capacidad, formación y el actuar y vida de las personas. Recuerden que todos nos ven, todos observan nuestro actuar y desempeño. Seamos luz para el otro.
 (*) Abogado y Politólogo. antonietaville@hotmail.com


gobierno nacional utiliza la violencia y la incontinencia verbal para crear un clima de constante tensión social

Escritos y opiniones

SI HAY ESPERANZA

                                      Leonardo Montilla
La escases como  resultado de  las erráticas políticas económicas que tuvieron en la expropiación del aparato productivo nacional su punto de arranque, así como el control de cambio, la improvisación y clientelismo con el cual el gobierno nacional ha manejado la industria petrolera, la falta de reglas claras en materia de inversión, la ampliación  de las mafias controladoras de la vertiente comercial e industrial dependiente del Estado, la inseguridad  ciudadana y  el endeudamiento indiscriminado que ante los tentáculos chinos se adquiere inmoralmente, están haciendo  insostenible la patética situación de inflación galopante y de desasosiego ciudadano que vive la república.
Aunado a este cuadro de implosión  económica, se une la confrontación política y la incapacidad  del gobierno nacional, que buscan  y utiliza la violencia y la incontinencia verbal para crear un clima de constante tensión social, donde es imposible encontrar puntos de encuentro de las distintas visiones del país para acuerdos de interés nacional que coloquen la república por encima de los interés que hoy mancillan la patria.
El proyecto político que un día encarno Hugo Chávez y que para su continuidad coloco a los señores Maduro y Cabello, ha fracasado estrepitosamente; el país se debate en uno de los momentos más difíciles de su historia republicana; la intención de trasnochados teóricos de ver el desarrollo económico con la ideología del botiquín, nos ha llevado a la ruina económica, expresada en la drástica situación que la calle nos indica diariamente. Los Venezolanos ahora nos levantamos con la consigna “¿Que irán a vender hoy?”; la posibilidad de producir, crear, avanzar y crecer fue sustituida en el actual régimen militar cívico, por la necesidad de sobrevir.
La esperanza no se pierde; esta realidad es reversible, es importante que las instituciones funcionen. La necesidad de equilibrar los poderes es de capital importancia para la tranquilidad del país y sus ciudadanos; un poder legislativo consustanciado con la visión democrática que establece la división de  poderes, tal como lo reza la constitución, un poder legislativo que discuta, investigue y proponga soluciones a los grandes males que padecemos los venezolanos es urgente, una Asamblea Nacional que devuelva las competencias constitucionales a su ejercicio de gestión que abra los caminos para que esta crisis terminal busque su rumbo y desaparezca.
Ahora si hay esperanza; Vamos a votar, todos los sondeos de opinión publica realizados en la actualidad, indican que los venezolanos vamos a participar masivamente en las elecciones que nos darán nuevos representantes en el poder legislativo equilibrado que el país amerita. Votemos por Conrado Pérez Linares, votemos por la Venezuela Unida.
@LeoMontilla



Pastor Johnny Avendaño Predica Serie CONECTADOS. Parte 1

domingo, 16 de agosto de 2015

Carlos Raul Hernandez

Pata de palo, loro en el hombro

Los que perdieron su oportunidad, quieren hacerla perder también a la siguiente generación

imageRotate
CARLOS RAÚL HERNÁNDEZ |  EL UNIVERSAL
domingo 16 de agosto de 2015  12:00 AM
Envuelto en tules y gasas se presentó en sociedad la tercería creada por un grupo de dirigentes otrora de primera línea en el puntofijismo, concebida como ariete contra la Unidad, aunque casi todos sus comandantes permanecen clandestinos. La mayoría de los que -se dice- forman parte de la cúpula terciaria no hacen oposición a los autócratas, no han arriesgado nada y emergen a nombre de lo que no representan. El clarísimo objetivo resultado que se proponen es restar votos a la Unidad para favorecer al Gobierno, gran financista de empresas torcidas y de paso recoger sobras de la mesa electoral de las dos fuerzas en pugna, para un repele que los pusiera a valer en la bolsa. La enseñanza de little richard. Como los niños en pleitos de mayores, solo alcanzarán a mordisquear las pantorrillas de la Unidad y otros dicen que ni eso. 

En toda selección hay quienes quedan fuera, por una vieja ley del mercado y de la naturaleza: los bienes suelen ser escasos mientras la demanda es abundante. Eso le da atractivo a esta ambulancia que circula para recoger resentimientos y amarguras. Con su pata de palo, loro en el hombro, zarpan en 16 estados, no para ganar, sino para hacerle la carambola al Gobierno. Derrotados en las primarias de la oposición o fallidos en lograr apoyo de las 32 organizaciones de la MUD, no parecen un ejército demasiado temible. Para asombro del observador, critican por no hacer primarias en 100% de los circuitos, aunque sus patentes de corso se las entregó uno solo (y misterioso) cogollo y ninguna algún evento democrático. En la mayoría de los casos la única consulta fue con la funda y ni siquiera la almohada se enteró.

Género y transgénero

Es lo políticamente correcto pero semióticamente estrafalario hablar deigualdad de género o de personas transgénero porque el género es una propiedad del lenguaje y los seres vivos tienen sexo, por fortuna. Ni modo. Estamos obligados, con perdón de Andrés Bello, a decir que más rápido se agarra un antipolítico que a persona afectada de discapacidad de una extremidad inferior (cojo never) ¿Luce evidente una concertación o es una milagrosa coincidencia? En la misma quincena coinciden la eclosión de la filibustería antipolítica y una cadena de decisiones del Gobierno que apuntan a la misma diana. Abrupta imposición de la paridad femenina cuando las planchas ya estaban listas. Inhabilitación y acusaciones bombásticas contra líderes de la alternativa. El Tribunal Supremo nombra directivas de Copei y Min, para llevar submarinos del Gobierno, y presentan demandas judiciales para desbaratarla. Un gang de violentos estudiantes profesionales que nunca perteneció a la MUD, declara que se distancian de ella.

En las nao y carabelas de esta flotilla navegan dirigentes que estuvieron a un paso de la cumbre. Personajes que dilapidaron sus enormes potenciales (prestigio, poder, partidos que los apoyaban, recursos y simpatía popular) por sus asombrosos errores y por atender consejos de los mismos maniáticos de la antipolítica que otra vez hoy hundieron nuevos líderes que ingenuamente los atendieron. Para su propio infortunio y el de todos, tomaron el discurso chavista de "las cúpulas" y "los cogollos", se lanzaron a la destrucción de los partidos en los que autofracasaron dolorosamente, y solo sirvieron de combustible para el incendio del chavismo, muy claro en su objetivo de que los partidos políticos eran el único obstáculo para su llegada al poder. Los que perdieron su oportunidad, quieren hacerla perder también a la siguiente generación.

Sirenas afónicas

Varios medios de comunicación importantes impulsaron esa prédica y se creyeron en el poder cuando la revolución triunfó. Pronto vendría el desengaño, pero no aprenden y hoy medios tenidos por opositores potencian las candidaturas piratas con fines que no lucen discernibles para un cerebrostandard. A juzgar por la experiencia, estos son retortijones estíticos. Cada vez que hay elecciones algunos genios del análisis iluminan con la idea de que los indecisos y abstencionistas, "asqueados con las ofertas tradicionales", configuran un terreno abonado para una tercería. Era la famosa bicicleta entre dos camiones, AD y Copei, a la que se refería el MAS que desde el precámbrico y varios andan en busca de esa arca perdida. Con ese cuento una masa itinerante de gente poco ocupada aprovecha los momentos electorales para llenar generosamente la nevera, como decía alguien.

Una expectativa ilusoria; en el momento en que dejan de serlo, los indecisos se reparten proporcionalmente por las alternativas polarizadas. Con esos cantos de sirena afónica un añoso exchavista hoy afortunadamente retirado delring quiso llenarle la cabeza de cucarachas a un importante dirigente en 2010, (que no se dejó convencer) para que rompiera con la Unidad. Desde hace siglos una vez tras otra, incansablemente, la realidad desmonta la superstición de que una franja indecisa en los electores es placenta para aventureros, como lo fue el Caribe por varios siglos. La Unidad tiene un enorme reconocimiento entre la mayoría descontenta y al plan de abordaje lo esperan no un naufragio glorioso en las azules aguas, sino la laguna de oxidación de la Historia. La ambición ciega a quien quiere perder.

@CarlosRaulHer

lunes, 3 de agosto de 2015

UNIDAD POPULAR

Escritos y Opiniones
RESCATEMOS VENEZUELA
                                     Leonardo Montilla
El Estado está integrado por las reglas de juego que constituyen sus componentes y los mecanismos de convivencia en el marco de una determinada complejidad social y humana; es la nación jurídica y políticamente organizada, es decir, el Estado es una estructura política que detenta la soberanía  en función de la convivencia, el orden, las instituciones, el territorio, la población y el reconocimiento internacional.
El elemento institucional forma parte del concepto históricamente vigente de Estado, al igual que sus demás componentes este es fundamental para la vida ciudadana, la paz y el desarrollo en cualquier escenario territorial que lo queramos colocar.
Los poderes públicos, manifestación de la institucionalidad en Venezuela están divididos constitucionalmente en cinco poderes exprésame puntuales y definidos de acuerdo a la concepción de sociedad democrática contenida en la norma y regida por las leyes.  Una de sus principales razones de existencia es la división de poderes, filosofía civilizada de Estado y derecho, la cual ha sido vulnerada y atropellada por la visión hegemónica totalitaria que han pretendido imponerle al país desde la elite militar cívico.
 La teoría de la División de los Poderes Públicos se encuentra sustentada en uno de los mejores aportes que se haya hecho a la Ciencia Política. Este aporte mundial es aquel realizado  por Montesquieu, quien señalo que sólo el poder puede frenar al poder.
 Se refería Montesquieu, (Charles Louis de Secondat, Señor de la Brède y Barón de Montesquieu filósofo e historiador francés 1689 a 1775,  defensor de la separación de los poderes del estado en legislativo, ejecutivo y judicial, "El espíritu de las leyes")   a que la garantía de la libertad del ciudadano se encuentra edificada sobre la base de que exista un sistema equilibrado de pesos y contrapesos que evite los totalitarismos, absolutismos, dictaduras y hegemonías por parte de quienes tienen el control del Poder Ejecutivo, en el  caso que abordamos, el Legislativo hacen un freno al Poder Ejecutivo y demás poderes existentes.
Los venezolanos ameritamos y estamos urgidos de rescatar la Asamblea Nacional, institución que representa el poder legislativo en Venezuela, cuyas competencias están expresadas en la carta magna, poder público además  que dará equilibrio a la vida nacional en todos sus ámbitos.
Para salvar la patria es importante superar el comportamiento cuartelario, fascista y antidemocrático con el que el régimen,  primero de Hugo Chávez continuado por Maduro y con Diosdado Cabello como ejecutor han pretendido hundir la democracia y nuestro parlamento como logro del sistema de vida que escogimos hace muchos años.
Las elecciones del 6 de Diciembre nos ofrecen una oportunidad inigualable; el voto como instrumento de cambio es la opción para salir en paz y entre todos de esta dantesca crisis de gobernabilidad y menoscabo institucional que padece la república. En Trujillo tierra de santos, sabios y algunos muérganos también, nace una alternativa de renovación en el liderazgo con Conrado Pérez Linares y demás candidatos de la opción democrática regional. Rescatando la  AN le daremos oxígeno al país y a los procesos transformadores que la mayoría exige en este momento de dificultades.
@LeoMontilla