jueves, 24 de noviembre de 2016

Escritos y Opiniones

Escritos y Opiniones

La Pobreza como violación a los Derechos

Humanos

                                                                                  Leonardo Montilla
La situación que se nos presenta a los venezolanos dado la dantesca situación económica es de constante empobrecimiento. Decir que el causante de este hecho social que amenaza la tranquilidad de los venezolanos es ya casi un lugar común, todo el país de extremo a extremo entiendo, asume y siente que la equivocada política económica impuesta por Nicolás Maduro es un total fracaso, continuidad de la ruina como sociedad a la que nos condujo la intención totalitaria de Hugo Chávez y su decadente socialismo del siglo 21.
Los derechos  son  expresados  por determinadas situaciones favorables para el ser humano como tal, que se suponen derivadas de su intrínseca dignidad, necesarias para el desarrollo pleno de su personalidad, por lo tanto, se reclaman como derechos fundamentales frente a todos los demás hombres, y, de modo especial, frente al Estado y el poder” (Jacques, Maritain)
De igual manera La noción de derechos humanos constituye el reconocimiento de que el ser humano, simplemente por serlo, tiene un derecho inherente e inalienable. “Se trata de un derecho moral que se deriva del hecho de que el hombre es un ser humano, y que a su vez garantiza la dignidad de cada individuo” (Juan José Mosca y Luis Pérez Aguirre)
Es decir los derechos Humanos tienen en la dignidad del ser su fuente fundamental y natural desde el mismo momento de su concepción; el bienestar del elemento poblacional que debe asegurar el fin supremo del Estado que no es otra cosa que el bien común, ha desaparecido en la Venezuela de hoy día gracias al avance diario de la pobreza como proceso. El Estado Venezolano en manos de la elite militar cívico no ha hecho otra cosa en su intento de perpetrarse en el poder que empobrecer la familia nacional; colocando en grado superlativo los grandes males que padecemos, desde la  escases, la inseguridad hasta la frustración de no ver posibilidades de desarrollo individual y colectivo.
La violación a la dignidad es la negación a los Derechos humanos, a los derechos fundamentales y a las garantías constitucionales que nos dicta la constitución. En un trabajo de Isabel López publicado en Julio de este año en la REVISTA DE PENSAMENT I ANÀLISI, NÚM. 19. 2016. La investigadora establece los parámetros de como la más evidente violación a los derechos inherentes a la humanidad son violados en países que como Venezuela han desatado la cruenta pobreza en todos sus niveles.
Escribe la investigadora entre otras cosas “La pobreza extrema es manifiesta si atendemos al número de muertes que provoca cada día la miseria y carencia total de bienes básicos. Aquellos que se encuentran en el umbral de la pobreza o por debajo de éste, difícilmente pueden sobrevivir y menos realizar un proyecto de vida. Esta forma de pobreza que genera sufrimiento y muerte puede ser concebida, por ejemplo a juicio de Thomas Pogge, como una violación de los derechos humanos de las gentes que la padecen. Pues se les está negando el acceso a los derechos humanos –más básicos– que todo hombre y mujer deberían tener asegurados por el mero hecho de ser personas. Desde el enfoque de la capacidad de” Amartya Sen” este tipo de pobreza supone además un fracaso en las capacidades de las personas, una falta de libertad real que implica la imposibilidad de que el afectado pueda incluso emprender cursos de acción que palien esa privación. Se trata de una falta de reconocimiento a la dignidad de estas personas, una falta de respeto injusta que merece ser corregida”.
Para resolver el problema económico al igual que  el problema constitucional y la búsqueda del respeto a los derechos humanos, el cual  implica el respeto a la dignidad, debemos resolver el problema político. La salida pacífica, electoral y constitucional del actual régimen es urgente. Construyamos la organización, la calle es derrotar los culpables en todos los escenarios. En Trujillo estamos trabajando para ponerlo en buenas manos y contribuir a la derrota de la autocracia militar.
@LeoMontilla


martes, 22 de noviembre de 2016

Carlos Vives, Shakira - La Bicicleta (Official Video)

LA POBREZA EXTREMA COMO VIOLACION DE LOS DERECHOS HUMANOS.

3ER AÑO SECCION “C”
Ana Gabriela Mendoza 
C.I: 25.171.317
Luis Fernando Santos
                   C.I:25.006.944
Estudiantes de Derecho UVM



LA POBREZA EXTREMA COMO VIOLACION DE LOS DERECHOS
HUMANOS.
           
Además de los casos resaltantes de Violación de Derechos Humanos, la pobreza EXTREMA es considerada también como uno de los casos más comunes de violación de estos derechos inherentes a las personas, por el hecho de que estando presente la pobreza extrema, la persona se sumerge en un estado de vulnerabilidad, siendo el área más afectada su dignidad, a la vez esta misma la que le dará el impulso a la persona para hacerla sentir valiosa y digna en función de sus Derechos.

            Permanecer en un estado de pobreza extrema además de afligir la dignidad misma de la persona, aflige la seguridad y justicia que debe estar garantizada por el Estado bajo rango constitucional.

            La  propuesta dada por los órganos internacionales para dar respuesta a este conflicto  suscitado entre el conglomerado social sumergido en la pobreza y en la constante violación de sus derechos por parte del Estado y su sistema económico, debiendo ser este el encargado de brindar las garantías y mecanismos necesarios para salvaguardar el conglomerado. Como lo mencionamos anteriormente, no es beneficiosa para ninguna de las partes sumergidas en el conflicto, sino que por lo contrario, proponen medidas de justicia que verdaderamente se sustenten en el rango constitucional y que se fusionen con los derechos previamente establecidos en el ordenamiento para así dar reconocimiento a esos derechos de libertad y dignidad.

Los Derechos humanos traen consigo un reconocimiento global, sucede entonces que al ser reconocidos globalmente un apoyo de órganos internacionales hacen que su cumplimiento y valor sean de gran relevancia para el mundo, es por ello que son los órganos externos al conflicto los que dan las propuestas para evolucionar o resurgir un Estado en el cual se estén violentando los Derechos, por encontrarse sumergido en un estado de pobreza extrema.

El sistema  de Naciones Unidas (ONU) en su organigrama, tiene distintos órganos dirigidos a la lucha contra la pobreza, bien sea generales o referidos a estados como la CEPAL, o especializados en algunos temas, como es el caso de Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO), el Programa Mundial de Alimentos, entre otros.

La percepción endógena de la pobreza en bastante plausible, siendo fundamental que de la mano con ella se estrechen los lasos e intenciones de solidaridad. El ciudadano de la polis griega, de la civitas Romana y hoy de nuestras  hoy convulsivas y ajetreadas ciudades, como miembro de un sistema democrático en su mayoría, no puede limitarse a la simple lucha por salir de la zona marginal o carente de la ciudad a la zona de opulencia y reconocimiento. El vivir en comodidad no nos exime a las personas Naturales o Jurídicas, públicas o privadas, de la cuota de responsabilidad en las miserias latentes. Todo esto en función de que la acción no puede ser solo Institucional, pues esto sería una lucha casi imposible, realidad reconocida por el mismo Pogge.

La búsqueda del origen de la pobreza ha sido de arduo debate la propuesta que trae el sociólogo al que hace referencia el ensayo (Pogge), aludiendo temas estructurales de los Estados y las Relaciones Internacionales. Como posible solución plantea la inhibición de esas conductas destructivas por parte de dichos sujetos, entorno a ello es que se le han formulado críticas obvias de la lógica de que es muy difícil tal grado de conciencia por parte de los accionantes.

 Aun cuando parezca que el liberalismo es totalmente nocivo, la pobreza no permite el surgimiento personal del individuo, lo limita, lo reprime en sus deseos personales e incluso puede ser visto como un grillete, de allí que la libertad de poder decidir que hacer y cuando hacerlo, sin que con ellos se afecten derechos de tercero, impulsa la lucha contra las carencias.

A título personal, consideramos que al referirnos a la pobreza, si bien como un problema estructural, el cual abarcaría una Dimensión Abstracta, también es un problema del individuo de su concepción cultural y educacional, es decir tiene una Dimensión Especifica. Esto en razón de que si bien las medidas son estructurales, estas van dirigidas a personas y por tanto sería algo indolente ver a quienes van dirigidas dichas medidas, como simple masa o a cada uno como un numero mas.


Finalmente la Pobreza como factor violatorio de los Derechos Humanos o dinamizador de posible violaciones,  jurídica y fácticamente lo podemos considerar como pluri-ofensivo de los derechos humanos, en virtud de que si bien la pobreza es un problema que en términos llanos tienes muchas aristas y debe ser atacado multidisciplinariamente, esta también tiene una afección negativa sobre los Derechos Humanos como un todo o en sus segmentos o generaciones, es decir, se hace cuesta arriba sentirse plenos en el ejercicio de tus derechos civiles y políticos cuando se tiene hambre, mas aun sentirse miembro activo del sistema económico educacional y cultural y la tercera generación de solidaridad, en medio de la pobreza no es más que una ilusión ante la indolencia e injusticias sociales que soslaya el Bien Común y la Fraternidad.

Si no hay comida cuando se tiene hambre,
si no hay medicamentos cuando se está enfermo,
si hay ignorancia y no se respetan
los derechos elementales de las personas,
la democracia es  entonces una cáscara vacía,
aunque los ciudadanos voten y tengan Parlamento”.

Nelson Mandela.

sábado, 19 de noviembre de 2016

Viviendo o sobreviviendo, Vanesa Briceño


VIVIENDO O SOBREVIVIENDO

Por: Vanesa Briceño ( Estudiante de Derecho UVM-Valera)

Ante la actual situación que vivimos los Venezolanos en nuestro amado País, hemos llegado a un punto donde nos preguntamos, ¿estoy viviendo o sobreviviendo?.. Nos encontramos en un País donde los derechos solo han quedado plasmados en la Constitución a la cual los poderes públicos del estado cada día maltratan más y por medio de sentencias del Poder Judicial, como los decretos leyes del presidente, prefirieron con esto dejarla a un lado para actuar con ello a su favor. Donde en vez de derechos, vemos manipulaciones. Cada día somos más vulnerables a esta situación, a tal punto de que el ser humano y tener por esa misma esencia tus derechos propios innatos ya no le importan al Estado, he ahí el por qué se han vulnerado tanto, siendo uno de los países que tiene tratados convenios y pactos internacionales para preservarlos, por la falta de estado de Derecho todo esto ha quedado a un lado, si los Poderes Públicos se apartan de la Constitución de igual forma nos apartan a nosotros.
Las familias Venezolanas cada día sufren más, donde ya no partimos de este mundo por vejez o porque Dios así lo quiere, sino porque no hay insumos ni para tratar  una enfermedad no tan grave como una gripe, como lo esencial que es el alimento diario, conseguir el pan de cada día se ha vuelto un juego de azar, un juego de mesa, donde coloquialmente en vez de hacer mercado decimos: voy a bachaquiar a ver que consigo y terminas arriesgando la vida para por poder llevar  un alimento de la cesta básica a tu casa, donde un gran número de jóvenes ha tenido que abandonar sus estudios, para luchar por conseguir un trabajo y buscar la forma de también hacer llegar un alimento a su hogar, como han tenido que abandonar el País para poder lograr sus sueños, hoy son muchos los profesionales frustrados, los jóvenes con sueños paralizados, y padres tratando de que su hogar no se derrumbe, es aquí donde decimos realmente estamos es sobreviviendo, ¿y qué opina el Ejecutivo sobre esto? su popular discurso es ''que todo es una guerra económica '' con esta respuesta justifica todo y mientras tanto nuestros derechos humanos cada vez se ven más pisoteados. No se nos va el amor por el País pero ciertamente nos desanimamos que ante tal situación el lugar donde nacimos, donde fuimos plantados hoy sea un campo de supervivencia donde obtiene mayor posibilidad de vivir quien está a favor de su pensamiento y su ideología política. Ya no queremos más exclusion, queremos una igualdad donde todos podamos satisfacer nuestras necesidades básicas sin tener que estar a favor de un partido político, donde tu vida vale tanto como la mía, no por un título, no por un cargo público, sino porque SOY UN SER HUMANO Y TENGO DERECHOS, nadie tiene por qué opacar nuestros sueños, ni quitarme mi alimento o mi vida que es mi principal derecho fundamental y el de mi familia. Quiero ser libre de poder hacer con mi vida lo que quiera, de que puedo lograr los anhelos que tengo desde que soy un niño, y que por mi esfuerzo merezco tener lo que quiero y lo que deseo, Tú no tienes por qué quitármelo.
Sé que este es el mensaje que muchos queremos hacerle saber al Poder Ejecutivo y sus poderes aliados, que arde en nuestro corazón pero ya hasta temor sientes de decir lo que piensas porque ante tal corrupción puede correr riesgo tu vida y la de tu familia por decir la realidad, pero algo lamentable es que la verdad a ellos les estorba, les incomoda vulnerando también el derecho a la información que también es un derecho humano. Hoy son tantos los que por dar su opinión se encuentran privados de libertad, muertos, o en persecución, esto no es vida. ¿Cómo podemos realmente vivir si tenemos un miedo profundo por el mañana?, pero ese corazón de Venezolanos que tenemos, esa fuerza que Dios nos ha dado nos hace querer aún más un cambio, y luchar por El, las batallas más difíciles le tocan a los mejores soldados, nos ha tocado esta situación esta lucha, pero rendirse no es una opción, cambiar nuestros valores y principios para ser como ellos tampoco lo es, es tiempo de perseverar, es tiempo de hacer valer tus derechos, es tiempo de unirnos tanto humanamente como espiritualmente, si físicamente no podemos lograr lo que queremos, espiritualmente lo haremos, Si dentro de nuestra lucha colocamos como líder no a un hombre, no a un político sino a Dios, Él nos dará la Victoria! Todo es posible para el que Cree, pero hoy necesitamos Creer primeramente en Dios, en que el Está con nosotros y nos ayudara con su justicia divina, como también creer en nosotros mismos en que también en ese cambio que queremos también somos protagonistas, tú decides que creer si hacerlo en un hombre, en alguien que te ofrece un cargo u otros medios, que en el Todo Poderoso y en ti mismo. Jóvenes no nos rindamos hay mucho por dar, y solo los valientes son los que seguirán luchando. Tus derechos fundamentales seas de un partido u otro valen igual que los míos, y si tu perdiste la verdadera noción de Justicia, de Verdad, de Igualdad es tiempo de volver a tomar un libro, de cambiar tu percepción de la realidad, si queremos defender nuestros derechos humanos seamos cada día mas humanos. Dejemos a un lado el populismo, el dividirnos cada día con más partidos, y seamos personas que luchan por la vida de todos. Si los Poderes públicos están equivocados, están cegados, llevemos nosotros como gran número de habitantes en nuestro país la Verdad y así como dijo Jesús: Conoceréis la verdad y la verdad os hará libres Juan8:32
''Si no hay comida cuando se tiene hambre, si no hay medicamentos cuando se está enfermo, si hay ignorancia y no se respetan los derechos elementales de las personas, la democracia es una cáscara vacía, aunque los ciudadanos voten y tengan Parlamento". Nelson Mandela


miércoles, 16 de noviembre de 2016

Escritos y Opiniones


Trujillo en buenas manos, a Marcos voy

Por: Leonardo Montilla
 @LeoMontilla
La política como ciencia es entre otras cosas el arte de hacer realidad las cosas que son posibles, ante la dramática situación de crisis que padece la patria, los sectores democráticos ubicados desde la MUD hasta grupos de presión social e individualidades ubicados en distintos escenarios, hacen votos por conquistar una salida pacífica, constitucional y electoral a esta dura situación que afecta a todos los ciudadanos por igual.
En este sentido y como parte de ese proceso, se plantea la reinstitucionalización del país, el respeto a la Constitución y la renovación de las distintas instancias del poder público tal como lo establece la norma. Derrotar a Maduro y su elitesco gobierno militar cívico, pasa por recuperar para la civilidad todos los escenarios posibles.
Se plantea entonces como instrumento de lucha popular, las próximas elecciones regionales para cambiar los gobernadores y parlamentarios regionales, obviadas intencionalmente por el Gobierno en su permanente violación a la constitucionalidad y el pánico al veredicto popular, pero impuestas por la presión política interna e internacional, para mediados del año que viene; en lo particular creo que vienen anuncios más pronto de los que ya están establecidos.
Se nos presenta la hora de las definiciones en esta materia; el llamado a calle permanente para hacer respetar los alcances de la mesa de negociación, tiene en la estrategia derrotar la cúpula oficial, es su mejor opción. Es así como un liderazgo sostenido por la fuerza del apoyo de la gente como el de Marcos Montilla, se expresa como la mejor alternativa para los deseos libertarios del pueblo trujillano.
Avanzamos en este sentido en nuestra región, la figura emblemática de buena gestión pública y trabajo permanente personificado por el alcalde del municipio San Rafael de Carvajal, se crece incansablemente en función de conquistar para la patria los mejores caminos. Pueblo a pueblo, casa x casa, llevando el mensaje de la Unidad para poder salir de esta pesadilla gubernamental y colocar los cimientos de la recuperación de un mejor país y un mejor Estado, Marcos Montilla desarrolla un liderazgo social de profundo contenido popular, consolidado desde el pueblo mismo que lo acompaña en este peregrinar permanente en aras a la justicia y al rescate regional, qué en mala hora cayó en manos del militarismo elitesco. Su vocación de servicio, compromiso ineludible con los pobres, regionalista a carta cabal, defensor de la descentralización, humilde y amigo de todos, lo coloca como el líder adecuado para derrotar al peor gobernador que ha tenido la historia trujillana.
Marcos Montilla Gobernador es un sentimiento que recorre cada una de las parroquias y municipios del estado Trujillo, su condición de vinculación popular lo ha vuelto un escudo contra todo tipo de intenciones válidas o no de evitar su desarrollo, la gente, sobre todo los humildes y la juventud se convirtieron en sus defensores y protectores, es un liderazgo con criterio de la necesidad de equipos permanentes de trabajo, cuyo razonamiento haga posible la victoria popular de derrotar al régimen madurista en Trujillo, y colocarnos en el camino de los históricos cambios que vienen. Trujillo en buenas manos, a Marcos Voy.

@LeoMontilla

martes, 15 de noviembre de 2016

Carlos Raul Hernadez


El bisonte del sur

Pese a la crónica confrontación entre halcones y palomas, la MUD no se puede dividir, menos por las declaraciones de amor eterno de sus miembros, que por ser la única tarjeta opositora con existencia legal ante el CNE. Quien se le ocurra irse, no podrá ser candidato a gobernador, alcalde, diputado, concejal ni presidente. Muerte civil para cualquiera con status y reconocimiento asociados a tales cargos. Un vínculo sostenido solo por las leyes, lo contrario de aquellos a los que une la intensidad sin importar tales lazos. Para los ratones de filmoteca, la Unidad es lo contrario del  matrimonio a la italiana, que el neorrealismo romano de posguerra inmortalizó como dos seres unidos solo por el sentimiento, él (Mastroiani) casado, ella (Sofía Loren) incondicional. Como en toda casa de vecindad en la Unidad hay lunas de miel, sentimientos candentes, divorcios no consumados, convivencias infelices, infidelidades.
Hay quienes no trabajan, no producen, no estudian, no tienen votos, no aportan políticamente, no representan a nadie, ni son queridos por la opinión pública y están ahí prueba de la amplitud y tolerancia de la familia. Pero ciertos cargos de origen electoral tienen, como el amor, más tracción que un misil Titán. Por eso algunos soportan vivir juntos pero  dormir en camas separadas hasta que haya condiciones políticas normales y puedan hacer la partición de bienes. Sufrirán los hijos pequeños, los micropartidos inhábiles para sobrevivir por sí solos, ya que los grandes no reclamarán su guardia y custodia. Cuando el CNE los llame a matricularse, las cosas tenderán a cambiar.  Al no ser el gobierno una amenaza electoral, como ya dejó de serlo, cada quien querrá tener sus candidatos y tarjetas, y la unidad perfecta y también la imperfecta se harán más complicadas.
Es del sur, viene del norte
Las tensiones internas obedecen a algo normal: las diferentes ideas sobre qué hacer. Pero a algunos lo único que se les ocurre es denigrar, sin capacidad para construir su propia plataforma política. Solo saben hacer y decir lo contrario del núcleo dirigente principal, ser su fotografía en negativo, lo que ahorra muchos esfuerzos intelectuales. El mito ingenuo que llaman la calle, termina por ser el joker, el mono de la baraja, el sustituto de la política y de la imaginación. Fukuyama hace un par de años escribió sobre la inutilidad de desgastar los movimientos de masas en eso y Montaner lo hizo hace apenas dos meses. Frente a cualquier problema, en medio de discursos estremecidos, aparece la idea salvadora: ¡una marcha! Se ponen en eso esperanzas y ensoñaciones. Va la marchita o marchota y luego la gente regresa a su casa  en trauma porque “no pasó nada”.
Ecuánime desde su trinchera europea, un combatiente originario del cono sur revienta una mañana en bufidos de bisonte salvaje, arroja el gorro de sensatez que descubre la recia cornamenta del testuz, y embiste hasta su propia sombra. Bisonte tendría que haber sabido de siempre, por diablo y por viejo, que el RR era un embarazo ectópico, pero descubrirlo tarde fue para él una banderilla de fuego clavada en el lomo. Sus coces furiosas causan estupor, justificadas, según él, en la pasión de la lucha. Refutó “la salida” en 2014 y ahora defiende su procedimiento en 2016 (“¡calle, calle, calle!”, pero constitucional, eso sí) y escupe fuego contra “la MUD dialoguera”. En La vía láctea de Buñuel, un orador diserta brillantemente frente a un embelesado auditórium. Irrumpen cuatro enfermeros, le ponen camisa de fuerza, se disculpan y se llevan de nuevo el fugado al manicomio. Con asesores así no se necesitan adversarios y si se confiaba que ayudaría a un importante cliente, ha fomentado un caos.
Haga lo suyo
La revolución de espiroquetas pálidas ha hecho perder a los venezolanos casi 20 años y al que se le acerca, aunque sea virtualmente, lo puede tornar demente y tragasables como al Bisonte del sur. Los combatientes del teclado, y la guerrilla off-shore, han encanecido denigrando de la Unidad, y acusan a sus líderes de traidores con la entrepierna vacía, sin testigos, en término traducido del latín. De repente se animan y para predicar con el ejemplo, tal vez emprendan su propia invasión por Machurucuto como una vez Moleiro y Pérez Marcano, solo que ahora sería una hermosa regata desde Florida. Los frena que en ese rudo montarascal no hay Internet, sólo culebras, bilharzia, leishmaniasis, zancudos, cadillos, arañas y mucho calor pero tanta rabia por los traidores tal vez no de otro recurso. Pasa hasta en las mejores familias.
En la Nicaragua del primer Daniel Ortega las diferencias entre la oposición eran tan irreconciliables que unos se fueron a la guerra, la llamada contra y otros asumieron la acción civil, sin odiarse. Del movimiento peronista que hacía resistencia pacífica a la dictadura argentina y pedía elecciones, se diferenciaron los Montoneros que mataban gente y cada quien en lo suyo. Los partidos hacían oposición pacífica a Bordaberry en Uruguay, y los Tupamaros en sus rocambolescas aventuras. A diferencia de muchos de los duros varones del teclado, que están bastante fuera de forma, próstata grande e hipertensión, las mujeres se ven muy sexy vestidas de guerrilleras, con sus mochilas, gorras y Kalashnikov como aparecen las combatientes de FARC por televisión.
@CarlosRaúlHer

viernes, 11 de noviembre de 2016

Joan Manuel Serrat - "Gala 50 Años 2014" (Tve) (completa+subtítulos)

Joan Manuel Serrat - "38 Duetos y Rarezas 2014" (140 minutos)

Graficas III








Montaguth






MPV

Algunas Graficas


Graficas

 Leonardo Montilla-Guillermo Montilla

                                     
                                                       Carolina Montaguth


                                                    Marcos Montilla-Leonardo Montilla

                                                             Leonardo Montilla





jueves, 10 de noviembre de 2016

Escritos y Opiniones

Escritos y opiniónes

 GOBERNABILIDAD  DEMOCRACIA y CONSTITUCION
                                                                          Leonardo Montilla

 "legitimidad, eficacia, estabilidad, paz, Justicia, tolerancia y Constitución”
 De acuerdo con una definición mínima de democracia como forma de gobierno, tal como la ha caracterizado el Prof. Norberto Bobbio en sus estudios sobre Democraty; podemos afirmar…“Democracia es un sistema que hace referencia a un conjunto de reglas fundamentales que establecen quiénes están autorizados a tomar decisiones, bajo qué procedimientos y en qué condiciones. De acuerdo con esto, una forma de gobierno será considerada democrática sólo si se cumple con parámetros donde los elementos  involucrados en los procesos de toma de decisiones son la mayoría de la población  con sus manifestaciones, deberes y derechos”. (Bobbio, pág. 47)
 “El procedimiento de toma de decisiones se rige por el principio de mayoría; y están garantizadas un conjunto de libertades básicas (de opinión, de información, de asociación, de reunión) que permiten a los sujetos involucrados presentar o elegir opciones políticas definidas sin que pesen sobre ellos mecanismos de coacción”. (Ídem, pág. 49)
Si la democracia es como dicen los investigadores una forma de gobierno, la gobernabilidad, como venimos señalando, es más bien un estado, una propiedad o una cualidad que nos indica el grado de gobierno  o incidencia que se ejerce en una sociedad; ese grado de gobierno está representado por un nivel de equilibrio dinámico entre demandas sociales y capacidad de respuesta gubernamental.  En este sentido el actual gobierno venezolano representa la antítesis de este principio que coloca la legitimidad como una manifestación de la eficiencia y la eficacia; la crisis abismal que padece el país es demostrativa de ello, sumando ahora la situación de inconstitucionalidad que se ha planteado en el Estado Venezolano, pasando por encima del principio doctrinal de separación de los poderes.
Si algo es importante para desarrollar un verdadero sistema democrático, donde el modelo de desarrollo constituya las formas de encuentro social para el bienestar colectivo, es la legitimidad de origen político del planteamiento, su ejercicio gubernamental y de su conexión con los grandes actores de la participación. El régimen militar cívico vigente en su afán de convertirse en una absoluta hegemonía se aleja permanentemente de este criterio y su comportamiento antidemocrático y extremista es cada vez más evidente. El Estado de Derecho jamás había estado en la Venezuela contemporánea tan deteriorado como en estos momentos históricos.
El reto de conectar democracia, gobernabilidad y calidad de vida, es hacer que las instituciones que brinda la constitución funcionen, es rescatar la independencia de los poderes, es hacer que la  gobernabilidad sea expresión de la legitimidad de un sistema que dé respuesta a la innovación en las nuevas tendencias ciudadanas, de la independencia de sus movimientos sociales, del amplio bagaje del conocimiento humano, de la libertad, los Derechos Humanos, la tolerancia, la libertad de opinión y la justicia social, es decir es rescatar la constitución nacional.
En estos tiempos donde nos ha llevado el proceso político venezolano, su historia y su democracia, la mejor y única manera de recomponer una patria justa con  gobernabilidad y bienestar  es sobre la legitimidad de una gestión pública que abra causes al Desarrollo Humano, donde se comprenda  y asuma el marco de complejidades de los procesos emancipadores, siempre en Democracia ciudadana, con equidad, respeto y en paz, el voto como instrumento de cambio es fundamental; la salida es pacífica, electoral y constitucional.
@LeoMontilla


jueves, 3 de noviembre de 2016

Tiempos de Grandeza..


Tiempos de grandeza

Por: Leonardo Montilla
El país observa a plenitud, los acontecimientos que políticamente buscan resolver la espantosa crisis humanitaria que padecemos por culpa de un modelo fracasado de gestión denominado socialismo del siglo 21, cuyo mayor logro es haber sumergido la república en la decadencia absoluta.
La política es la ciencia y el arte de lo posible, “es la búsqueda de los modos de hacer posible aquello que es necesario”; en este sentido, el diálogo como un  instrumento más en la lucha democrática y pacifista contra un régimen que engendra violencia y odio es importante y necesario. Todos los grandes cambios en función de resolución de conflictos han tenido en los encuentros de los contrarios un punto de avance para evitar conflagraciones, que al final a quien más daño hace es a los pueblos que desean paz, tranquilidad y bienestar.
La patria en términos generales, está conciente de la urgencia de salir del actual gobierno, la incapacidad manifiesta para abordar la crisis humanitaria es la causa fundamental del rechazo popular. Su accionar como siempre lo han hecho desde la violencia, el abuso, la amenaza y la violación a la Constitución.
Este cuadro amerita la grandeza con la que viene actuando la unidad democrática, el liderazgo nacional se coloca al lado de todas las posibilidades existentes para darle sustancia a la política que ha resultado exitosa en el despertar de la conciencia de las grandes mayorías nacionales y de la comunidad internacional, la salida pacífica, electoral y constitucional.
Las fuerzas políticas populares, estén donde estén ubicadas, así como los demás componentes de la sociedad democrática venezolana, hacen esfuerzos por romper la visión violenta que maneja el Gobierno. El encuentro entre todos los ciudadanos y su participación cada vez más activa en los procesos de cambio, es un importante elemento que tiene esta política pacifista y civilista, con el voto como instrumento democrático y constitucional para darle a Venezuela la posibilidad de salir en paz de esta dantesca crisis política, económica, social y moral, que es el resultado de dieciocho años de equivocaciones, agresiones y errores en la pretensión de imponer un régimen de exclusión, sin libertad, ni respeto por la vida.
La victoria democrática del 6 de diciembre pasado, es un hecho de capital importancia que muestra el escenario donde el Gobierno es derrotable, el escenario electoral, plural y participativo. El Gobierno minoritario de la élite militar-cívico busca expresamente bajar la moral de la gente a través de la confrontación del micrófono y el constante atropello al Estado de Derecho, Maduro no conoce otra cosa que la amenaza y la descalificación. Por tal motivo, cuando desde los ámbitos de la democracia se dinamita la posibilidad de acuerdos se cae en la estrategia oficialista, desmotivar y desmovilizar, cuando se actúa desde la vanguardia excluyendo y contraviniendo el principio de unidad superior se cae en el juego del Gobierno. El escenario del diálogo es contrario a los intereses de la cúpula militar-cívico, por eso buscan tirotearla y boicotearla con lo único que les queda, la amenaza y el miedo.
La vida es nuestro derecho fundamental inherente a la naturaleza propia del ser, la vida de la patria vale todo esfuerzo en paz y para rescatar la democracia. Desde aquí mi voto de confianza al liderazgo nacional demócrata, son tiempos de grandeza, ojalá en la MUD-Regional así lo entiendan.
@LeoMontilla